Médicos oran por un colega que fue diagnosticado con Covid-19

Médicos oran por un colega que fue diagnosticado con Covid-19

Fue uno de los momentos más conmovedores que ha vivido el personal médico donde todos se agarran de sus manos y oran por uno de sus compañeros que fue diagnosticado de Covid-19 la fotografía fue captada y ha estado circulando por Internet.

Por:  Johana R.

Gary Woodward, era el enfermero y jefe de la unidad de cuidados intensivos quien falleció en la madrugada del pasado sábado (19) en el hospital Ascension Saint Thomas West de Nashville. Era uno de los líderes del Hospital en la unidad de coronavirus.

Según su esposa Jacque, ambos ya sabían el riesgo que corrían y la posibilidad de dar positivo para el virus.

“Sabíamos que había un buen riesgo de que alguno de los dos terminara dando positivo, esta es la primera vez que ha estado en el hospital para pasar la noche, no tiene otro diagnóstico”, agregó.

Woodward de 64 años no tenía ninguna condición médica preexistente, pero el virus estaba afectando en gran manera a su cuerpo.

“Woodward estaba en un respirador y se estaba sometiendo a diálisis debido a una insuficiencia renal”, explico su esposa.

“Este virus se ha llevado a un hombre sano sin condiciones médicas previas e impactó en todos los órganos de su cuerpo”, dijo.

Los compañeros de Gary se unieron en oración a favor de él, mientras luchaba por su vida. El momento fue capturado en una imagen y ha asombrado a muchos por lo poco común que es ver a un personal médico orando juntos.

“Mira este mar de azul reunido fuera de la habitación de Gary”, dijo una enfermera de la UCI, Chris Hutchinson.

“Durante dos noches, las enfermeras de todo el hospital se han reunido y orado y han puesto la curación de Gary en las manos de Dios”.

“¡Qué experiencia tan asombrosa, poderosa y humilde es tener a todas estas enfermeras, terapeutas respiratorios, NP, médicos, técnicos todos reunidos en Su nombre!”.

“Gary amaba a su familia de la Iglesia Bautista del Calvario y amaba a sus enfermeras POD. Amaba mucho a su familia, se leía en su acta de defunción.

Además, también dice que fue un mentor de innumerables enfermeras, y otros miembros del equipo con corazón de siervo. También, proporcionaba los mejores cuidados a sus pacientes y a sus compañeros de trabajo.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias