Versículos bíblicos de aliento para enfermos Versículos bíblicos de aliento para enfermos

Versículos bíblicos de aliento para enfermos

Jesús estimula el protagonismo de los enfermos, no anula su iniciativa. "¿Quieres sanar?" "Levántate, carga con tu camilla y anda" (Juan 5, 6-8). "¿Qué quieren que yo haga por ustedes?" dice a los ciegos de Jericó (Mateo 20,32). Jesús pone siempre de relieve la fe del enfermo: "Tu fe te ha curado" (Lucas 18,42).

Salmos 103:3

El es quien perdona todas tus iniquidades, El que sana todas tus dolencias;

Jeremías 17:14

Sáname, oh Jehová, y seré sano; sálvame, y seré salvo; porque tú eres mi alabanza.

Salmos 30:2

Jehová Dios mío, A ti clamé, y me sanaste.

Santiago 5:16

Confesaos vuestras ofensas unos a otros, y orad unos por otros, para que seáis sanados. La oración eficaz del justo puede mucho.

Jeremías 3:22

Convertíos, hijos rebeldes, y sanaré vuestras rebeliones. He aquí nosotros venimos a ti, porque tú eres Jehová nuestro Dios.

Mateo 12:15

Sabiendo esto Jesús, se apartó de allí; y le siguió mucha gente, y sanaba a todos,

Mateo 4:23

Y recorrió Jesús toda Galilea, enseñando en las sinagogas de ellos, y predicando el evangelio del reino, y sanando toda enfermedad y toda dolencia en el pueblo.

Mateo 12:22

Entonces fue traído a él un endemoniado, ciego y mudo; y le sanó, de tal manera que el ciego y mudo veía y hablaba.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias