¿Qué dice la Biblia sobre la familia?

¿Qué dice la Biblia sobre la familia?

La familia es nuestra primera unidad, nuestro primer refugio, pero ¿te has pregunto qué dice la Biblia sobre ella? ¡Te lo respondemos aquí!

Al nacer nos vemos unidos indefectiblemente a una familia. Creamos lazos que durarán para siempre con nuestra familia, ya sea biológica o adoptada. El amor que nos brinda nuestra familia, es el refugio al que siempre podremos recurrir. 

Si Dios hubiese querido que fuéramos seres aislados, no nos hubiese creado a partir de una familia. Es por ello que hoy, te compartimos algunos versículos bíblicos que nos demuestran la importancia de la familia.

1. El origen de la familia

Y Dios creó al ser humano a su imagen; lo creó a imagen de Dios. Hombre y mujer los creó, y los bendijo con estas palabras: «Sean fructíferos y multiplíquense; llenen la tierra y sométanla; dominen a los peces del mar y a las aves del cielo, y a todos los reptiles que se arrastran por el suelo».
(Génesis 1:27-28)

2. La unidad en el matrimonio

Por eso el hombre deja a su padre y a su madre, y se une a su mujer, y los dos se funden en un solo ser.
(Génesis 2:24)

3. La vida espiritual de la familia

Grábate en el corazón estas palabras que hoy te mando. Incúlcaselas continuamente a tus hijos. Háblales de ellas cuando estés en tu casa y cuando vayas por el camino, cuando te acuestes y cuando te levantes.
(Deuteronomio 6:6-7)

4. Alabar a Dios juntos

Tributen al Señor, familias de los pueblos, tributen al Señor la gloria y el poder; tributen al Señor la gloria que corresponde a su nombre; preséntense ante él con ofrendas, adoren al Señor en su hermoso santuario.
(1 Crónicas 16:28-29)

5. La bendición de los hijos

Los hijos son una herencia del Señor, los frutos del vientre son una recompensa.
(Salmo 127:3)

6. Instruir bien a los niños

Instruye al niño en el camino correcto, y aun en su vejez no lo abandonará.
(Proverbios 22:6)

7. La obediencia a los padres

Hijo mío, obedece el mandamiento de tu padre y no abandones la enseñanza de tu madre.
(Proverbios 6:20)

8. Bendecir a las otras generaciones

La corona del anciano son sus nietos; el orgullo de los hijos son sus padres.
(Proverbios 17:6)

9. Luchar por la unidad

Y, si una familia está dividida contra sí misma, esa familia no puede mantenerse en pie. (Marcos 3:25)

10. Cuidar y proveer para los nuestros

El que no provee para los suyos, y sobre todo para los de su propia casa, ha negado la fe y es peor que un incrédulo.
(1 Timoteo 5:8)

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias