La importancia de buscar a Dios como padres de familia

La importancia de buscar a Dios como padres de familia

El dolor por el que están pasando miles de padres a menudo es indescriptible.

Textos que entendimos como proféticos, que anunciaron catástrofes del tiempo del fin, están sucediendo ante nuestros ojos. Si lee atentamente el sermón de Jesús en Mateo 24, y al mismo tiempo investiga para conocer el desarrollo de los últimos dos milenios, desde Cristo hasta aquí, descubrirá fácilmente que siempre ha habido terremotos, guerras, hambrunas, epidemias, familias. conflictos, herejías.

Entonces, ¿cuál es la diferencia de siglos de historia a este tiempo? El Volumen.

Asusta el volumen,  la intensidad y la complejidad. Todos los ámbitos, todas las clases, los sectores, las culturas, es una actuación sistemática, orquestada y vertida estratégicamente en la vida de las naciones, sofocando y haciendo sufrir a toda una generación.

El dolor por el que están pasando miles de padres a menudo es indescriptible. Estos son casos espantosos. No hace mucho tiempo, las denuncias de peleas, desviaciones, violencia, anarquías y rebeliones en las familias, por regla general, eran el resultado de ambientes disfuncionales, padres ausentes, falta de temor a Dios, valores totalmente alejados del evangelio de Cristo. Estos perfiles todavía existen en masa.

Hoy, los relatos también provienen de familias funcionales, familias que no permitieron la formación de ningún tipo de trauma,  y el volumen crece.

En el sermón de Mateo 24, Jesús enseña lo que no puede faltar en medio de las pruebas, aflicciones y persecuciones que ya están sucediendo con toda fuerza y violencia. Lo que no puede faltar es la perseverancia.

Los padres, no deben bajar la guardia  a los caprichos, provocaciones, amenazas y afrentas de este viejo mundo, porque en Mateo 24:13 Jesús es absolutamente claro: "El que persevere hasta el fin, se salvará". Tu hogar y tu familia están en las manos de Dios.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias