Has visto o leído el clásico cuento de Dickens: “Un cuento de Navidad”, aquí algunas de sus lecciones

Has visto o leído el clásico cuento de Dickens: “Un cuento de Navidad”, aquí algunas de sus lecciones

“Un cuento de Navidad”, la historia de cómo el tacaño y cruel Ebenezer Scrooge aprende a amar a la gente luego de recibir la visita de tres fantasmas en Nochebuena, está por cumplir 173 años y sigue resonando hasta el día de hoy

Conocida como “A Christmas Carol” y traducida al español como “Canción de Navidad”, “Cuento de Navidad”, es una novela corta escrita por el británico Charles Dickens y publicada originalmente por Chapman & Hall el 19 de diciembre de 1843. Su trama cuenta la historia de un hombre avaro y egoísta llamado Ebenezer Scrooge y su conversión tras ser visitado por una serie de fantasmas en Nochebuena.

Conoce algunas lecciones que puedes tomar de los personajes de la amada novela clásica de Charles Dickens.

1. Encuentra a tu equipo

Las personas generalmente no cambian su forma de ser y sus opiniones de la noche a la mañana, pero lo hacen cuando los fantasmas de la Navidad Pasada, Navidad Presente y Navidad Futura están involucrados.

Si Scrooge solo hubiera visto una tumba o espiado una fiesta en Nochebuena, no hubiera cambiado sus malas costumbres. Sin embargo, los Fantasmas tenían talentos diferentes que combinados hicieron un gran impacto en el rico tacaño.

2. Entiende cuándo contar tus pérdidas

Un personaje del que casi no hablamos es la ex prometida de Scrooge, Belle. Cuando su novio se obsesionó con el dinero y se convirtió en un patán, ella se dio cuenta de que ya no había nada más que hacer y decidió caminar para casarse con otro.

Sí, eventualmente Scrooge se dio cuenta de sus errores, pero, seamos honestos, Belle no tenía que esperar toda su vida para verlo.

Cuando algo no funciona, está bien darte permiso de llorar la pérdida y después seguir adelante. No debes ser mártir de algo que no te está haciendo feliz o te está lastimando.

3. Los mentores pueden ser encontrados en lugares inesperados

El primer jefe de Scrooge, el señor Fezziwig, era un hombre generoso cuya influencia claramente no impactó al protagonista. Pero a través de su turismo espectral, Scrooge se inspiró a ser una persona mejor por su sobrino Fred, quien siempre lo estaba invitando a las fiestas decembrinas y a quien nunca hacía caso. También la actitud de entrega y amor de su empleado Bob Crachit por su familia.

4. No siempre se trata de ti

El fantasma de Jacob Marley decide visitar a su viejo socio Scrooge para hacerle saber que otros espectros vendrán a visitarlo en la noche. La vida eterna de Marley está llena de pesares y cadenas por la mala vida que llevó. Sí, Dickens no era conocido por su sutileza a la hora de elaborar metáforas, pero la idea es muy poderosa.

Cuando trabajes con otras personas al construir tu negocio, debes buscar soluciones para todos, no problemas para el mundo.

5. Adáptate

La mayor lección de la historia de Scrooge es que nunca es demasiado tarde para cambiar cómo hacemos las cosas o cómo vemos al mundo. No temas probar cosas nuevas, pues bien podrían ser las mejores experiencias de tu vida.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias