5 ideas sencillas para aumentar tu energía en casa

5 ideas sencillas para aumentar tu energía en casa

Toma nota de estas recomendaciones para el bienestar integral en el hogar.

Ahora que todos estamos pasando más tiempo en casa, al menos por un tiempo, esta es una buena oportunidad para buscar formas de aumentar sus niveles de energía.

Hoy conoce cinco ideas simples para ayudarlo a hacer esto, ya sea del tipo de persona que es muy trabajadora o como quien está cansado todo el tiempo.

1. Sigue moviéndote

Un ensayo reciente en adultos jóvenes y mayores analizó los efectos de la inactividad. Descubrieron que incluso dos semanas de menos actividad física tenían muchos efectos negativos. Tanto los jóvenes como los mayores ganaron algo de tejido graso y perdieron tono muscular durante el estudio.

En las personas mayores, también afectó la producción de energía y su aptitud cardiorrespiratoria. En otras palabras, la cantidad de oxígeno que llega a su corazón y la cantidad de energía producida por sus células. Parece que cuanto mayor eres, más importante es mantenerte en movimiento.

Hay muchas formas sencillas de hacer esto. Incluso las sesiones cortas de movimientos suaves ayudarán a la circulación, el flujo sanguíneo y la producción de energía celular.

Si ahora trabaja desde casa y no tiene que desplazarse, intente utilizar este tiempo para moverse más durante el día. Puedes probar lo siguiente:

Las tareas domésticas, la jardinería y el bricolaje lo mantendrán activo y mejorarán el entorno de su hogar.

2. Vitamina D

Nuestra piel produce vitamina D a partir del sol. Lo necesitamos para tener huesos, dientes y músculos sanos. Es esencial para nuestro sistema inmunológico y para la producción de energía.

Es bastante difícil encontrar buenas fuentes alimenticias de vitamina D; Los alimentos enriquecidos y el pescado azul son los principales.

Intente comer alimentos energéticos de liberación lenta: cereales integrales, alimentos ricos en proteínas y bebidas sin cafeína. Pruebe la mantequilla de maní en tostadas integrales.

3. Bebe más agua

¿Tus labios a menudo están agrietados y secos?  ¿Bebes 1,5 litros de agua al día? Hasta el 60% del cuerpo humano está formado por agua. El cerebro, los órganos vitales y los músculos contienen incluso más que eso. Una deshidratación leve hará que el tejido corporal pierda líquido y funcione peor.

Los síntomas incluyen cansancio, falta de concentración, sequedad de boca, labios y ojos. Durante una enfermedad o en una persona vulnerable, la deshidratación puede ser peligrosa. Por lo tanto, beba más agua, es gratis y le dará más energía.

4. Cuida tus minerales

Los minerales, como el calcio y el magnesio, son esenciales para convertir los alimentos que consume en energía. La carne, los cereales, las verduras, el pescado y otros alimentos saludables sin procesar son ricos en minerales.

Magnesio: necesario para el metabolismo energético y el funcionamiento normal de los músculos. El magnesio adicional en la dieta puede ayudar con el cansancio y la fatiga. También puede mejorar la calidad del sueño y relajar los músculos tensos y doloridos. Las buenas fuentes de alimentos incluyen: verduras de hoja verde, nueces, carne, productos lácteos, arroz integral y pan.

Potasio: contribuye al funcionamiento normal de los músculos. Es posible que tenga un nivel bajo si come mucha sal y alimentos procesados. Las buenas fuentes de alimentos incluyen: pavo, pescado, nueces, semillas de plátano, frijoles y mariscos.

Calcio: salud ósea (junto con vitamina D, magnesio y ejercicio), pero también es importante para el metabolismo energético y la función muscular. Las buenas fuentes de alimentos incluyen: productos lácteos, sardinas, vegetales de hojas verdes, tofu, nueces y muchos alimentos fortificados.

5. Otras cosas a considerar

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias