biblia

2 parábolas famosas que debes conocer

Las parábolas son narraciones breves hechas por Jesús para extraer una enseñanza moral ante diferentes situaciones. Las enseñaba con frecuencia porque se pueden recordar fácilmente y se aprenderían mucho mejor. Hoy nos gustaría mostrarte 2 parábolas famosas que merece la pena conocer.

Jesús enseñó más de 50 parábolas que se pueden encontrar en los Evangelios de Mateo, Marcos y Lucas, aunque también se pueden encontrar en algunos evangelios apócrifos como son los de Tomás y Santiago. Todas ellas resultan muy interesantes por diferentes motivos. Estas son algunas de las parábolas más interesantes y más conocidas de Jesús.

Gracias a estas enseñanzas, Jesús consiguió transmitir su palabra que quedó reflejada gracias a sus apóstoles en cada uno de los textos recogidos en la Biblia que conocemos en la actualidad y gracias a sus parábolas famosas.

2 parábolas famosas que debes conocer

1. La oveja perdida

La parábola de la oveja perdida aparece en Mateo 18:12-14 y Lucas 15:24-27. Una oveja entre 100 se pierde, y el pastor (Dios) deja el rebaño para rescatarla. Al igual que la parábola del hijo pródigo, Jesús indica que Dios se regocija por el arrepentimiento de aquellos que se apartan de la fe. Jesús explica que cada alma tiene valor para Dios y vale la pena llevarla de nuevo al redil.

2. El rico insensato

Esta parábola está narrada por Lucas (12:13:21) y las enseñanzas de Jesús a dos hermanos que pretendían repartirse una herencia. Uno de ellos quiso que Cristo convenciera a su hermano para que le diera más dinero del que le correspondía, pero Jesús admitió no tener autoridad judicial para ello.

En cambio, Jesús impartió una importante lección al hermano menor que solo estaba preocupado por la riqueza y no por el mundo espiritual. Así reza el final de  la parábola famosa:

"Y dijo: Esto haré: derribaré mis graneros, y los edificaré mayores, y allí guardaré todos mis frutos y mis bienes; y diré a mi alma: Alma, muchos bienes tienes guardados para muchos años; repósate, come, bebe, regocíjate. Pero Dios le dijo: Necio, esta noche vienen a pedirte tu alma; y lo que has provisto, ¿de quién será? Así es el que hace para sí tesoro, y no es rico para con Dios".

Se trata de una de las enseñanzas más conocidas de Jesús a través de sus parábolas más famosas y quiere decir que la riqueza no importa si tu mundo espiritual no es sano y bueno.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias